La participación en los medios en línea es un fenómeno imparable, que ha multiplicado el tráfico de visitas y que está ligado directamente con los ingresos publicitarios. Todos los medios lo fomentan, como no podía ser de otra forma en estos tiempos de la web 2.0 o web social. Sin embargo, este fenómeno desata algunas tensiones.

¿Qué ocurre cuando se publica en un diario digital un comentario insultante u ofensivo de un lector? Existe ya alguna jurisprudencia al respecto que exime de responsabilidad al medio, al revés de lo que sucedía con el papel. Sin embargo, estas cuestiones desbordan el ámbito legal, y periódicamente se levantan quejas. Así, el diario El País, publicaba el pasado día 4 de julio una tribuna de su Defensora de los Lectores, Milagros Pérez Oliva, titulada “Cuando se incumple la propia norma“. Las protestas de los lectores van en dos líneas. La primera: no quieren ver en “su” diario comentarios zafios o poco respetuosos. La segunda: quieren ver sus comentarios publicados al instante. Los dos deseos están plenamente justificados, pero plantean cuestiones difíciles de resolver.
Seguir leyendo